Big Data. La nueva dimensión de los datos.

Datos, datos y más datos. Esto es lo que generamos las personasen un día cualquiera. Porque desde el momento que nos levantamos hasta que nos acostamos nos pasamos el día haciendo transacciones: que si pago lo que he comprado en el súper, que si me conecto a comprobar el email, que si cojo el bus y pago con la tarjeta…

60 seconds - Big Data

Pero no solo las personas generamos datos, también las máquinas: medidores de temperatura, radares, cámaras de vigilancia… ¿Y todo esto para qué? Pues bien, bien, la mayoría aún no lo sabemos… por ahora, para acumularlos.

¿Qué pasaría si a este montón de datos que ya tenemos disponibles les sacáramos partido? ¿Sería útil? ¿Podría servir para la toma de decisiones en empresas, para los negocios? En mi opinión la respuesta es SÍ (un sí bien grande, por eso lo pongo en mayúsculas). Y esta es la idea que se recoge bajo el concepto que ahora se denomina “Big Data”: millones de bites de información que se generan a diario en el mundo y que, bien gestionados, nos aportarían gran información para la toma de decisiones y de optimización de recursos.

Entonces, ¿cuál es el problema y porqué no nos ponemos manos a la obra? Muy sencillo: la “simple” complejidad de tener un compendio de datos que vienen de millones de fuentes diferentes y que, a pesar de estar disponibles, hay que estructurar en su mayoría de casos. Porque, claro, no penséis que esto es llegar y sacar un promedio, una distribución y tomar decisiones (¡ojalá!).

En realidad, daremos gracias si los datos que nos llegan son más o menos inteligibles para la razón humana y éstos nos pueden servir para alcanzar nuestros objetivos de decisión. También, hay que tener en cuenta que la obtención, la limpieza de datos y selección de aquellos que nos interesan, es el gran quid de la cuestión aún a día de hoy.

Además, hay que tener en cuenta que a pesar de que los datos estén disponibles, y supongamos que ordenados, hay que ver que éstos nos sean útiles en su conjunto y hay que recordar que, en la mayoría de ocasiones, las relaciones entre variables no siempre son fáciles de establecer ni de explicar (correlaciones inexplicables, el problema de la variable omitida…).

Asimismo, aunque se diera el caso de que las relaciones entre variables son sencillas, el encontrar la manera de hacer matching con información tan variopinta, que proviene de tan distintas fuentes, también puede ser una causa de fracaso en nuestro análisis de big data.

Nos queda, hay que asumirlo, un largo camino por recorrer en términos de Big data, muchos retos a gestionar y muchas oportunidades por descubrir. Y, aunque la gestión de grandes bases de datos no es lo mismo que la gestión de Big data, sí es cierto, en mi opinión, que se trata del primer paso para llegar a algo mucho mayor y  mejor, que nos facilitará la toma de decisiones en el futuro.

En la siguiente presentación explicamos con un poco más de detalle algunos de los conceptos básicos sobre Big Data: qué es, para qué sirve, con qué dificultades nos encontramos en el presente y qué retos supone el BigData para el futuro.

3, 2, 1… ¡Big Data!

Anna Cayuela Rafols @sitrucalanna  / David Álvarez Pujol @dvdap / @lewisandcarroll

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s